viernes, 8 de mayo de 2015

¿SABES LEER? ¡UN “CHIN”!

Así me contestaba un niño de ocho años de la pequeña comunidad de La Altagracia, ubicada en el suroeste de la República Dominicana: “Chín”. Es una expresión muy dominicana que significa poquito. Él quería ser socio de la nueva biblioteca de su comunidad y, aunque apenas sabía leer, lo aceptamos. No tardaría mucho en aprender y, de paso, su madre o su padre (si sabían) podrían leer para él.

El pasado domingo inauguramos la “biblioteca” de La Altagracia, que consiste en una caja grande llena de libros infantiles guardada en casa de una joven de la comunidad. Es la séptima de una red de mini-bibliotecas que estamos creando para promover la lectura en la región, especialmente entre los niños. Gracias a múltiples donaciones, la última de ellas de las empresas DHL y Laboratorios Ordesa y de varios amigos de Barcelona, se han podido poner en marcha estas bibliotecas. La central, que ya cuenta con más de 600 socios, está situada en la Parroquia La Sagrada Familia de Sabana Yegua (Azua), donde se inició el proyecto. Otras son unos armarios en las capillas de las comunidades rurales. Allí donde no hay capilla, la caja-biblioteca está en el hogar de la voluntaria que la atiende, como en Altagracia.


Inauguramos cada biblioteca con una sesión de cuenta-cuentos y, en seguida, todos los niños quieren ser socios para leer por sí mismos bonitas historias como la que han oído. La cola de los futuros socios es larga. Mientras les hacemos el carnet y eligen el primer libro que se llevarán, tenemos que decidir si hacer socios a los más pequeños o esperar un poco. Si la mamá o papá están presentes y saben leer, podemos animarles a contar cuentos a sus hijos antes de ir a dormir, sino un hermanito lo pueda hacer...la cuestión es que tengan la oportunidad de llevarse un libro a su casa y que alguien lo lea. Cuando los niños consiguen el carnet y ya pueden elegir un libro, su emoción contenida les delata. Salen corriendo hacía su casa y llenos de orgullo enseñan el libro a sus padres y a sus amiguitos. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario